¿Por qué es importante entrenar tu perro?

Publicado por Clínica Veterinaria Chicureo en

Entrenar a tu perro para que aprenda a obedecer y a seguir ciertas conductas, puede proporcionarle las habilidades necesarias para que también sea un gran ciudadano canino. ¿Alguna vez te has mostrado reacio o has rechazado la idea de entrenar a tu perro formalmente para que aprenda a obedecer? Si esto te ha ocurrido, es porque puede ser que sientas que tu perro es un regalo hermoso, que es un miembro de la familia muy importante, un amigo y no un animal que puedes dominar y controlar. 

Ese sentimiento, que podría ser admirable, no puede interferir con la responsabilidad que tienes como dueño de formar a tu amigo de 4 patas. De hecho, emplear el entrenamiento de la obediencia, puede convertirse en un factor crítico cuando se trata de cultivar una relación sana de humanos, animales y la formación de una mascota socialmente compatible. Existen ciertos básicos como sit, down, stay y come, que ayudan en el proceso conductual de manera efectiva. En un sentido práctico, cuando los perros son entrenados para que obedezcan, tienen una vida llena de bienestar, además de una muy buena convivencia con sus humanos. Cuando un perro desiste de saltar sobre un extraño que se presenta en nuestros hogares, este se sienta, viene o va cuando se lo piden, este es un perro que se ha ganado un espacio en parques, picnics, paseos y cualquier lugar público, incluso cuando vienen visitas a nuestras casas.

El entrenamiento en obediencia tiene como objetivo educar a tu perro en buenas maneras. En lugar de pensar en el entrenamiento de obediencia como una serie de rituales sin sentido o bien pocos prácticos en el desarrollo de tu mascota, como dueño debes pensar en él como una herramienta para que puedas ayudar a tu perro a enfrentar un mundo real. Trabajar en sesiones que no duren más de 5 minutos, tomando breaks de 30 minutos entre cada sesión repitiendo dos o tres veces las estaciones de trabajo "sit, down, stay y come" con algún premio de recompensa puede ser un buen método de inicio en el desarrollo de nuevas conductas para tu mascota. Luego de que tu mascota comienza con los hábitos esenciales se puede aumentar el volumen de complejidad y de repetición de procesos.

Para aquellos dueños de perro que están menos orientados, es muy probable que consentirlos o celebrarlos no sea suficiente, sobre todo cuando el perro está excitado y muy probablemente prefiera una galleta a que tú lo acaricies, pues en el momento tú eres su obstáculo momentáneo.

Con el fin de convencer a tu perro de que cada ejercicio de entrenamiento es solo diversión, debes tener muy en cuenta ese ejercicio específico que vas a trabajar con más intensidad. Para la mayoría de los perros, la recompensa o premio más convincente es un pedazo pequeño pero delicioso de comida o snack elaborado.

Recuerda que es de suma importancia hacer ejercicios de práctica después de lo que tu perro ha aprendido contigo. Tu perro puede mantener un excelente desempeño mientras estuvo en la clase concentrado y junto a su amo, pero se puede “hacer el loco” literalmente en otros ambientes o con más personas, en donde la distracción u otros perros ponen nerviosos a nuestras mascotas. Por lo tanto, es fundamental que como dueño refuerces las conductas aprendidas haciendo ejercicios en casa, en el patio, parques infantiles y por qué no en centros comerciales llenos de gente. 

 


Compartir esta publicación



Dejar un comentario

Por favor, tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados

Sale

Unavailable

Sold Out